SEGÚN TESTIMONIO DE LA MENOR, EL PADRE BIOLÓGICO LA LANZABA CONTRA LAS PAREDES, CUANDO NO ACCEDÍA A SUS ABERRACIONES SEXUALES.

UN JUEZ DECIDIÓ ENVIAR A LA CÁRCEL A ERICK JOSÉ GARCÍA BARRIOS POR PRESUNTAMENTE ABUSAR DE SU PROPIA HIJA.

En el marco de la estrategia “Brigadas de Seguridad” personal adscrito a la Unidad Básica de Investigación Criminal, de la Dirección de Protección y Servicios Especiales, del Departamento de Policía Bolívar, capturaron a Erick José García Barrios de 28 años de edad, por el presunto delito de actos sexuales con menor de 14 años agravado, en concurso homogéneo sucesivo contra su propia hija, menor de 9 años.

La detención se efectuó en el barrio Costa Azul del municipio de Magangué, hasta donde se trasladó el personal uniformado para dar cumplimiento a una orden de captura, emanada por el Juzgado Segundo Promiscuo Municipal de Magangué Bolívar.

Según la investigación, este sujeto, padre biológico de la víctima, presuntamente cometía diversos actos sexuales en contra de su propia hija de solo 9 años, aprovechando que está quedaba bajo su cuidado cuando la madre, quien es su compañera sentimental salía temprano a trabajar y regresaba en horas de la tarde.

Estos hechos habrían sucedido durante aproximadamente 5 meses. Según el testimonio de la menor, su padre la lanzaba contra las paredes, cuando no accedía a sus aberraciones sexuales. Sin embargo, la menor se armó de valor y le contó a su progenitora sobre el calvario que vivía con su padre, por lo que la madre acudió ante las unidades investigativas para la infancia y la adolescencia de la Policía Nacional, que procedieron a realizar una investigación, donde las evidencias recolectadas sirvieron para solicitar una orden de captura contra el progenitor de la menor, que se materializó en menos de 6 días.

Los hechos se habrían presentado el dos de noviembre del año en curso.

“Hacemos un llamado a la ciudadanía, para que fortalezcan los canales de comunicación familiar, pues los niños que son víctimas de estos aberrantes delitos, en muchos de los casos guardan silencio, lo cual le genera una afectación física y psicológica que requiere de una atención especializada. El llamado es a poner el caso inmediatamente a las autoridades para poder actuar”, a las líneas de emergencia 141 del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar”. Expresó el Coronel Tahir Rivera Suescún, comandante del Departamento de Policía Bolívar.

El capturado, natural de Magangué, fue presentado ante la autoridad competente y en audiencias preliminares no aceptó los cargos. No obstante, fue cobijado con medida de aseguramiento privativa de la libertad en centro carcelario, desde donde deberá afrontar su proceso, por los delitos mencionados.

Comenta con tu cuenta de facebook