Después de labores de inteligencia e información entregada por fuentes humanas, la Policía Antinarcóticos  descubrió 304 kilos de cocaína que estaban ocultos en 6.322 láminas que iban dentro de cajas de cartón con limones.

El exitoso operativo as realizó en la Sociedad Portuaria de Barranquilla.

Según el reporte, gracias a la actividad adelantada por el canino ‘Ronny’, que olfateó la carga, se logró dar con las cajas de frutas que estaban contaminadas con estupefacientes.

La droga tenía un color beige, pero tenía olor y características similares a la cocaína, por lo que le realizaron la prueba y confirmaron que se trataba de dicha sustancia.

La droga, según las autoridades, pretendía ser enviada desde Barranquilla hacia Holanda y podía abastecer el mercado europeo con 760 mil dosis.

El valor de la misma está estipulado en 13 millones de dólares.

La Policía continúa las investigaciones para hallar identificar a qué banda pertenecía la droga.

Comenta con tu cuenta de facebook