Los habitantes de los barrios El Socorro y Blas de Lezo están desesperados por los permanentes casos de inseguridad que ocurren en ese sector de Cartagena.

Los afectados son específicamente loa que viven aledaños en el parque entre las Manzanas 94 y 95.

“Estamos cansados del constante fumadero de vicio que mantienen en ese lugar”, dijeron.

Señalaron que entre esos sujetos se cuentan alias El Cara de Gato o El Comandante y algunos de sus compinches alias El Pescado, El Pepe, El Willy, El Wilpo, El Novercito, El Cheto, El Huevo y El Dilan.

Según los afectados, algunos de ellos se hacen pasar como mototaxis “y a la hora de la verdad pasan es fumando marihuana en el bohío de este parque, que está ubicado frente a una iglesia cristiana y a pocos metros de una escuela”.

Señalaron que muchos de los moradores del barrio no se atreven a denunciar por miedo a represalias por parte de estas personas, que ya han agredido de hecho o verbalmente a más de una persona del barrio.

Hurto a mano armada en Blas de Lezo

“Le pedimos al Alcalde que haga algo contra la ola de atracos a mano armada que se vive en Cartagena y en especial en el barrio Blas de Lezo y El Socorro, la calle que está a la derecha después del semáforos de La Roan viniendo de Sao hacia Plan 400 que los la tienen azotada”, dijeron algunos moradores.

Señalaron que en esa zona se presentan atracos entre dos y tres veces al día y para ello usan dos motos con las placas tapadas.

“A mí me atracaron el 20 de diciembre, a las 5 de la mañana cuando iba para mi trabajo. Fue en la puerta de mi casa y me cogieron y se me llevaron el teléfono. El 28 de diciembre, a las 6 de la tarde, a mi hijo le quitaron el reloj y el teléfono, no les importó que iba con mi sobrino de 6 años. A ambos les pusieron un revólver en el pecho y mi sobrino se orinó del susto”, comentó otro ciudadano.

Comenta con tu cuenta de facebook