Gracias a una rápida acción de la Policía de Turismo se logró evitar que estafaran a una turista argentina, a quien intentaron quitarle 200 mil pesos por unas zapatillas de playa.

El caso se descubrió cuando un grupo de policías estaba en el sector de playas de Cartagena Plaza y se percató que varios vendedores tenían acosada a una turista tratando de venderle unas zapatillas de mar por las que le pedían 200 mil pesos.
Según el reporte conocido, dicho producto cuesta 10 mil pesos.

Ante la presión de los uniformados y que la extranjera ya no quería comprar las zapatillas, los vendedores informales debieron devolver el dinero.

Ante este hecho, las autoridades incrementaron los controles en ese sector de playas de Cartagena.

«Deberían meter presos a eso abusadores, que todos los días quieren dejar mal a la ciudad ante el mundo», indicó un ciudadano.

Comenta con tu cuenta de facebook