El Juzgado Séptimo Penal del Circuito de Cartagena revocó un fallo judicial que le prohibía al concejal de Cartagena Ronaldo Fortich Rodelo acercarse a esa corporación y ordenó su reintegro inmediato.

 

El togado consideró que hubo una desproporcionalidad en la restricción para no asistir al Concejo Distrital.

 

Dadas las cosas, el concejal podrá regresar, después de más de dos años de ausencia, al Concejo de Cartagena a ocupar su curul.

 

Es necesario señalar que un fallo de primera instancia de un juzgado de Control de Garantías había dispuesto que el dirigente político estaba impedido para asistir al cabildo distrital a raíz del fallo en su contra por presunta doble militancia política.

 

Fortich Rodelo señaló que esta decisión la recibe con mucha satisfacción y considera que se hace justicia ya que se le habían vulnerados derechos constitucionales y políticos como por ejemplo a elegir y ser elegido.

 

Como se sabe, en marzo de este año la Sección Primera del Consejo de Estado ordenó el reintegro del cabildante al considerar que no incurrió en doble militancia política como en principio lo interpretó la Sección Quinta de esa misma corporación.

 

En un fallo de tutela se le ampararon los derechos vulnerados por el fallo que lo sacó de esa corporación el 16 de marzo de 2017.

 

La demanda contra la credencial de Fortich Rodelo la presentó Enrique Cervantes, tras argumentar que supuestamente había incurrido en doble militancia política, porque se había inscrito por el Partido Liberal y posteriormente por el Movimiento Cartagena Confirma.

 

Pese a la documentación que a través de su apoderado el concejal Ronald Fortich presentó ante el Consejo de Estado, sus argumentos fueron en principio desestimados y le anularon su credencial y en consecuencia asumió en su reemplazo la concejal liberal Judith Díaz.

 

El cabildante no se dio por vencido y acudió al mecanismo de tutela ante la Sección Primera del Consejo de Estado, que si valoró las pruebas aportadas y en consecuencia ordenó su reintegro al Concejo de Cartagena.

 

En la providencia se ordena a la Sección Quinta de esa misma corporación que dentro de los 30 días siguientes a la notificación de esta providencia profiera una nueva sentencia, en segunda instancia en el referido proceso de nulidad electoral, que acate las consideraciones puestas de presente en este fallo.

 

 

 

Comenta con tu cuenta de facebook