Una tensa calma se vive en la población de Barranco de Loba, sur de Bolívar, ante la que han dado en señalar sus habitantes como una serie de irregularidades que ha venido cometiendo el alcalde Mauro  Martínez de La Puente quien fue designado por parte del gobernador del departamento, Dumek Turbay Paz, tras la inhabilidad del mandatario Uldarico Toloza.

Varias de las entidades de la población amanecieron con candados en sus puertas como una protesta pacífica por parte de los habitantes exigiendo una respuesta por parte del mandatario departamental para que en el menor tiempo posible se nombre el remplazo del alcalde designado.

Aseguran, en una carta enviada al gobernador, que Martínez de La Puente, presentó, entre otros un carta de vecindad en la que le falsificó la firma al inspector de policía, Emirel Amaris Meléndez. “Nos encontramos no solo ante un farsante sino ante un inepto para manejar los destinos de este municipio”, se lee en la misiva.

Aclaran que la toma pacífica de las instituciones del municipio que hoy permanece cerradas con candados y cadenas (alcaldía, registraduría, notaría, hospital en la parte de consulta externa) no se levantará hasta tanto se tome una decisión frente a este problema que los atormenta.

Los habitantes han solicitado además que se adelante una investigación en la que se esclarezca porque la fecha de expedición de esta certificación es del 13 de septiembre de 2013 y Martínez de La Puente fue nombrado cuatro años después como mandatario designado. “Está claro que, al parecer, el alcalde designado sabía lo que iba a suceder para que se diera su nombramiento como alcalde de Barranco de Loba”.

Por esta razón decidieron presentar denuncia pública ante fiscalía, procuraduría, contraloría para que cada organismo de control realice las acciones de su competencia y se tomen acciones puntuales.

La inconformidad de los habitantes los ha llevado a poner de presente el que el alcalde designado desde el momento de su posesión no ha dado a conocer al municipio, hechos como por ejemplo, los ingresos del Sistema General de Participación o la inversión de 400 millones de pesos que hacen parte del Programa de Alimentación Escolar (PAE).

Los pobladores han manifestado que no están dispuestos a tolerar, lo que han dado en señalar como un ´saqueo sistemático´, en el que no se sabe en qué se han invertido los recursos del pueblo y la necesidad de que cuanto antes se conozca el remplazo de un alcalde que, según manifiestan en la carta, no es natural de Barranco ni sabe de las necesidades más sentidas de esta población.

Los barranqueños aguardan que antes de que finalice la semana encuentren una respuesta por parte de la Gobernación de Bolívar y que con la designación de un nuevo alcalde puedan salir de la incertidumbre y la situación que los agobia y vislumbrar así un 2019 diferente.

Comenta con tu cuenta de facebook